El otro día viendo la televisión -uno también tiene defectos- me quedé sorprendido oyendo un concierto de piano por la maravillosa técnica del concertista y su no menos impecable interpretación. Después del mismo, la presentadora del programa entrevistó al protagonista, y entre una de las muchas preguntas que le hizo, hubo una que me dejó bastante perplejo: Leer el resto de esta entrada »

Anuncios